Compra de entradas

Irene Escolar y el legado de Federico García Lorca

Irene Escolar y el legado de Federico García Lorca
3 noviembre, 2016 Luisa

«Yo he nacido poeta y artista como el que nace cojo, como el que nace ciego, como el que nace guapo. Dejadme las alas en su sitio que os respondo que volaré bien»

(Extracto de ‘Leyendo Lorca’ a partir de una carta de Federico García Lorca a su padre)

irene-escolar-ImdIrene Escolar (Madrid, 1988) dirige y protagoniza Leyendo Lorca, un espectáculo en torno al amor y la figura femenina donde la actriz repasa la obra y vida de Federico García Lorca a partir de diferentes textos del poeta. Tras su paso por el Festival de Otoño de la Comunidad de Madrid, esta lectura dramatizada podrá verse en La Sala de El Pavón Teatro Kamikaze de Madrid dentro de un ciclo especial dedicado a la mujer del siglo XX y durante tres únicas funciones: 21 de noviembre, 6 y 13 de diciembre.

Cuando la Universidad Internacional Menéndez Pelayo encargó a Irene Escolar la creación de un recital de poesía para sus cursos de verano, la actriz madrileña decidió, tras su experiencia con El público de Àlex Rigola, homenajear a Lorca en el 80º aniversario de su asesinato. Así nació Leyendo Lorca, el espectáculo más íntimo de Escolar y en el que reafirma su compromiso personal con las mujeres que pueblan la obra del poeta granadino. “Las mujeres de Lorca tienen mucha fuerza, no son mujeres dependientes, son mujeres con voz y alma que pelean por lo que desean. Me llama la atención cómo Lorca puede llegar a retratar tan bien a la mujer. Es uno de los autores que más me emociona, me siento muy identificada con él, no llego a entender cómo puede conocer con tanta sensibilidad la psicología humana”, explica la actriz, que con tan solo 9 años debutó en el teatro profesional con Mariana Pineda, donde interpretaba a la hija de la heroína.

Pero, ¿qué convierte a este recital en una experiencia única, cercana y divulgativa sobre la vida y obra de Lorca? Sin duda, su brillante antología de textos, que Irene ha seleccionado personalmente con la ayuda de Laura García Lorca y que, a sus 28 años, interpreta con una maestría envidiable, ataviada con un vestido de Sybilla y con la única compañía de un atril. Leyendo Lorca –el título es un guiño al mítico Haciendo Lorca, montaje de Lluís Pasqual y Nuria Espert–, es su particular manera de ahondar en la obra universal del poeta sin renunciar a los textos menos conocidos. “Decidí que, en lugar de dedicarme únicamente a la poesía, lo mejor era mezclarlo todo: conferencias, poesía, teatro…”, declara.

«¡Ay qué sinrazón! No quieroIrene Escolar teatro Pavon Kamikaze Leyendo Lorca

contigo cama ni cena,

y no hay minuto del día

que estar contigo no quiera,

porque me arrastras y voy,

y me dices que me vuelva

y te sigo por el aire

como una brizna de hierba».

(Extracto de ‘Leyendo Lorca’ a partir de ‘Bodas de Sangre’, de Federico García Lorca)

Leyendo Lorca comienza con un fragmento de la conferencia sobre Poeta en Nueva York y continúa con algunos de los diálogos y soliloquios más poderosos de su teatro, que Lorca puso en boca de personajes femeninos. Escolar recupera así la voz de Yerma, de Doña Rosita la soltera, de la Julieta de El público o de la novia y la madre enfrentadas en Bodas de sangre. Pero también Sonetos del amor oscuro y extractos de la biografía del poeta que firma Ian Gibson. Para los más curiosos, no ha incluido La casa de Bernarda Alba, texto que interpretó su abuela Irene Gutiérrez Caba en el papel de la matriarca en la célebre adaptación cinematográfica de Mario Camus.

“No nos ha llegado ninguna descripción digna de crédito de los últimos momentos del poeta. No hay constancia de que dijera algo, de que hiciera algún encargo. ¿Se dio cuenta acaso del misterioso paralelismo que ahora se confirmaba entre su destino y el de su querida Mariana Pineda? ¿Pensó en su madre, en Rafael Rodríguez Rapún? ¿En el viaje que había proyectado a México? ¿En los días heroicos de Cuba y Buenos Aires? ¿En el estreno de ‘La casa de Bernarda Alba’, previsto para el otoño? ¿En el día en que, de niño, paró la feria en Fuente Vaqueros, allá en el corazón de la Vega? ¿En ‘Doña Rosita la soltera’, aún sin representar en Madrid? ¿En ‘Así que pasen cinco años’ terminado exactamente cinco años antes, el 19 de agosto de 1931, y al final de la cual muere el joven de un pistoletazo? ¿Rezó a la Virgen de las Angustias? ¿Se sintió, con justificación, mártir? No sabemos nada, no lo sabremos nunca”.

(Extracto de ‘Leyendo Lorca’ a partir de la biografía ‘Vida, pasión y muerte de Federico García Lorca, de Ian Gibson)

Leyendo Lorca puede verse en El Pavón Teatro Kamikaze los días 21 de noviembre, 6 y 13 de diciembre.